top of page

¿Hay la posibilidad de un “Texit”?

¡PARDIEZ !

 

 Por Héctor J. García





En varios países del mundo existen fenómenos de independentismo como el de Quebec de Canadá, Escocia de Reino Unido o Cataluña de España, y Estados Unidos no es la excepción. Durante la historia, algunos grupos dentro del estado de Texas han buscado gestionar la independencia texana de los Estados Unidos, siendo una de las razones la vocación independista que tuvo Texas, ya que durante 9 años no perteneció ni a México ni a Estados Unidos.

 

Como suele suceder, este tipo de movimientos independistas reaparecen en coyunturas políticas y/o sociales muy específicas, siendo las elecciones presidenciales de Estados Unidos en este año (factor político) un factor fundamental, siendo Texas un fuerte bastión del partido republicano, se ha enfrascado en un duro enfrentamiento contra la administración federal de Joe Biden (partido demócrata) por el tema de los inmigrantes (factor social).

 

Texas representa una gran parte de la frontera entre México y Estados Unidos, por lo que la política migratoria es una de sus prioridades como entidad federativa dentro de los Estados Unidos (el 60% de los inmigrantes interceptados han sido en suelo texano).

 

El gobernador texano Greg Abbot considera nulo el apoyo desde la federación, por lo que ha desplegado acciones antiinmigrantes muy certeras, como la instalación de boyas alambres en el cauce del Río Bravo, lo cual es considerado por el Presidente Biden como una intromisión en los trabajaos de guardia fronteriza, sin contar con los fuertes pronunciamientos desde instancias de derechos humanos.

 

La diplomacia mexicana hizo fuertes pronunciamientos contra las medidas antiinmigrantes de la administración de Greg Abbot, al grado que el mismo Presidente Andrés López Obrador hizo declaraciones invitando a los estadounidenses a no votar por políticos con propuestas agresivas contra la migración.

 

En 1865 Texas intentó separarse de Estados Unidos con el argumento de haberse visto afectado con la abolición de la esclavitud, lo cual no prosperó, y en 1869 entró en vigor una ley que prohíbe a cualquier estado de los Estados Unidos separarse del país. Si bien Texas es un gran ejemplo de una economía estatal pujante con grandes estímulos para las inversiones y sin contar con sus reservas de petróleo y gas, muchos consideramos que una eventual separación es casi imposible, pero como muchos otros temas, es utilizado como ficha política según convenga a los políticos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Σχόλια


Revista Digital

"Hablemos de

lo Bueno"

bottom of page