top of page

Los optimistas, la felicidad, el ahora y el futuro.

Por Liliana Fischer

Las experiencias de vida se viven de dos maneras con optimismo o con pesimismo. El camino de la vida nos enseña que es mejor tomar las situaciones de manera analítica, con equilibrio mental-emocional y en positivo. Tenemos la opción de decidir ser optimistas y aprender la lección o no.


Ecuchando una plática en TED de Kevin Telly, llamada “The Future Will Be Shaped by Optimists” él menciona que cada problema inmenso que hemos confrontado en este planeta requiere de un enorme optimismo para resolverlo.

El imaginar y creer es la clave, la creencia de poder resolver los problemas requiere de una actitud optimista.

Telly no cree en la Utopía y define mejor Pro-topia, un mundo en donde hay más bueno que malo, y en donde tenemos más esperanza que miedo. Él dice que el optimismo está basado en los hechos del progreso histórico. Analizando los hechos, la información histórica de manera analítica, la trascendencia de los problemas que hemos experimentado como civilización en el lapso de los últimos 500 años, refleja un avance incremental a través del tiempo.

Nos distraemos porque la mayoría de noticias que recibimos son las noticias pesimistas, los éxitos en diversas áreas de la vida no se publican o no destacan en las noticias de cada día. Los eventos buenos y relevantes toman tiempo, y los malos son inmediatos. Hay que estar atentos a los eventos históricos positivos.

La colaboración y la confianza determinan que sigamos en el camino de un mundo mejor. Telly menciona que las infraestructuras que otros construyeron son las que nosotros estamos disfrutando hoy, mismo que nosotros tenemos que crear para las futuras generaciones. Y él significa los problemas como oportunidades piensa que los problemas que tenemos hoy son soluciones del pasado que hay que ajustar, adaptar, y crear nuevas soluciones. Los problemas conducen al progreso. El optimismo es una herramienta que nos permite crear el futuro que deseamos y que trasciende.



Cuando estamos en positivo vibramos a una frecuencia de energía alta que atrae esa misma frecuencia, lo mismo sucede al vibrar en negativo.

Oprah Winfrey comparte que las tres lecciones de vida que han tenido más impacto en su vida tiene que ver con las emociones, el fracaso y el encontar la felicidad. El GPS de sus decisiones ha sido su intuición y las emociones, soltando al ego.

Winfrey recomienda seguir tus emociones, si se siente bien, continuar, y si hay duda o no se siente bien no hacerlo. Cada fracaso, y cada obstáculo nos viene a dar una lección y hay que preguntarnos ¿Qué lección tengo que aprender con este fracaso? ¿Qué me está enseñando esta situación?


Y la felicidad es vivir en el momento, la vida es HOY. Para realmente ser feliz tienes que ver más allá de tí mismo, algo grandioso, la vida consiste en dar y recibir, para evolucionar tienes que dar.

Solo el dinero no te da felicidad, el dinero acompañado de significado y propósito te lleva a la felicidad, ya que el trabajo que desempeñas tiene un objetivo con un propósito que trasciende.

No reacciones ante una mala experiencia, fusionate con esa situación, Eckard Tolle comparte. Él define rendición como la transición interna de resistencia a aceptación, de no a sí. Hay que soltar y fluír con lo que viene.

“Un individuo no ha empezado a vivir hasta que pueda elevarse por encima de los estrechos confines de sus preocupaciones individualistas a las preocupaciones más amplias de toda la humanidad” Luther King.

Revista Digital

"Hablemos de

lo Bueno"

bottom of page